EL REINO UNIDO BAJO BORIS JOHNSON

Actualizado: 31 de ago de 2019



La política británica de los últimos años se ha caracterizado por sus cambios impredecibles y una creciente polarización. Desde el referéndum que arrojó la salida de la Unión Europea (UE) hace tres años, una profunda crisis política e inusitada incertidumbre económica asolan a una de las mayores economías del mundo, que supo ser modelo de estabilidad política.


¿Qué etapa histórica vive el Reino Unido?

El 23 de junio de 2016, unos 35 millones de ciudadanos escogieron la opción de irse de la Unión Europea (Leave) en un referéndum histórico convocado por el primer ministro conservador David Cameron. Luego de su cómodo éxito electoral en 2015, Cameron cumplía una de sus promesas de campaña al darle a los euroescépticos de las islas una votación para decidir su futuro con el continente. El costosísimo error de cálculo terminó provocando su renuncia, mientras el Reino Unido ingresaba en un callejón sin salida.


¿Qué implicó el referendum?

Si aquél referéndum hubiera sido sobre cualquier otro tópico el resultado hubiese sido parecido: no, en contra, fuera o basta. Pero operó como una válvula de presión. Este experimento rupturista conlleva otras grandes implicancias globales que se emparentan con el aislacionismo de Estados Unidos bajo la Administración Trump y con el reverdecer de movimientos políticos ultranacionalistas en Europa.


¿Quién estuvo a cargo del Brexit?

Producto de la dimisión de Cameron, el partido conservador eligió a Theresa May como su nueva líder. Se convertía así en la segunda primera ministro en la historia de Reino Unido, después de Margaret Thatcher, con la titánica tarea de negociar en un complejo juego de doble nivel, entre los halcones de Bruselas y una sociedad dividida en casa.


Para aumentar su legitimidad en el complicado proceso de negociación, May convocó a una elección anticipada en 2017. Otro grave error de cálculo: el Partido Conservador pasó de gozar de mayoría propia a requerir un acuerdo costoso con el Partido Unionista Democrático irlandés y tener que convivir con una robustecida oposición laborista, liderada por Jeremy Corbyn.


Desde entonces May resistió repetidos rechazos a sus hojas de ruta del Brexit sobreviviendo a votos de censura y quedando de manos atadas luego de que el Parlamento de Westminster aprobara que cualquier salida debía contar con el visto bueno del legislativo.


¿Qué Reino Unido se apresta a dejar la UE?

El Reino Unido no asiste hoy al final feliz del Brexit que habían soñado sus ideólogos con una salida triunfante de la UE y una lluvia de ventajas económicas. Una crisis política inédita tiene al establishment británico bloqueado y confundido; la economía de las islas está bajo amenaza por la fuga de inversiones; la libra esterlina se deprecia y, paradójicamente, la UE quedó más fortalecida.


Luego de activado el proceso de salida del bloque el 29 de marzo de 2017, la fecha límite había sido el 29 de marzo de este año. Ante la imposibilidad de un acuerdo, las autoridades europeas acordaron dos veces extender el plazo: primero al 12 de abril, luego hasta el 31 de octubre de este año. Como corolario, por la demora, el Reino Unido participó de las elecciones europeas en mayo de este año, porque detenta de hecho todos los beneficios y obligaciones de la UE.


¿Cómo fue la votación por el liderazgo conservador?

El 24 de mayo May anunció que semanas más tarde renunciaría al liderazgo del Partido Conservador y Unionista, lo cual gatilló el proceso de elección de un sucesor. Nuevamente, como había ocurrido con Cameron, los miembros de un partido, y no todo el electorado como prefieren los Laboristas, elegían quién tendría en sus manos el futuro del país entero.


Si bien el proceso comenzó con 10 candidatos, luego de dos semanas y cinco rondas de eliminatorias internas, dos hombres quedaban en carrera. Uno era Jeremy Hunt, con larga trayectoria dentro del partido, el secretario de Estado de Salud más tiempo en el cargo y actualmente canciller. El otro era Boris Johnson, exitoso exalcalde de Londres y antecesor de Hunt como jefe diplomático de May. Este 23 de julio, Johnson se impuso por dos tercios de los votos conservadores a Hunt, consagrándose líder del partido de gobierno y nuevo premier.


¿Quién es Boris Johnson?

El futuro Primer Ministro conjuga dos facetas. Por un lado, es un hijo del establishment conservador británico, allegado al thatcherismo y exalcalde de Londres en dos oportunidades. Se ha desenvuelto en distintos cargos gubernamentales a la vez que ha teorizado desde polémicas columnas periodísticas. Además, en temas como la inmigración ha tomado posición del lado cosmopolita y globalista.


Por el otro, es una figura excéntrica, propensa a los exabruptos. Episodios de violencia doméstica y frases desafortunadas respecto de los musulmanes británicos, además de una actitud descontracturada y cercana al británico nacionalista de a pie, lo alejan de aquel perfil de joven adinerado e institucionalista.


Durante la campaña de 2016 Boris Johnson fue un implacable partidario de la salida de la UE. De hecho, luego de la renuncia de Cameron, Johnson era un candidato predilecto a la sucesión. La falta de apoyo dentro del partido que en aquella oportunidad no le permitió llegar a 10 Downing Street se ha revertido hoy. Johnson ha demostrado ser un habilidoso político de trinchera, pero nadie sabe si lo será también como primer ministro.

  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram